A pesar de que viajar y leer son dos de las cosas que más me gusta hacer en la vida (otro día hablaremos de otras cosas que me gusta hacer, como hacer un seguimiento exhaustivo del nivel de agua de los pantanos españoles), tengo que confesar que no soy un gran lector de libros de viaje: disfruto mucho más leyendo un libro que trata sobre un lugar al que voy a viajar, que leyendo un libro de alguien que explica su viaje a dicho lugar. Tiene delito, pensarán algunos (sobre todo aquellos que se han «tenido» que leer mis historias de viajes), pero no lo puedo evitar: me suelo aburrir leyendo sobre los viajes de otros y, sin embargo, me vuelven loco los libros que despiertan en mí un irrefrenable deseo de viajar a un lugar.

Libros que incitan al viaje


Hoy es uno de esos días en los que necesitaría 37 horas para hacer todo lo que tengo que hacer, así que en lugar de hacer un sesudo análisis de algún libro fundamental para vuestra felicidad, voy a escribir un pequeño listado de libros que en su momento despertaron en mí esa necesidad de viajar o de conocer un destino de primera mano. Hoy os sirvo un aperitivo para tres franjas de edad, y poco a poco iré completando este listado, así que no os olvidéis de consultarlo la próxima vez que tengáis que hacer un regalo a alguien de espíritu etéreo.


Libros de viajes para niños y adolescentes

  • Cruzada en Jeans: uno de los libros que más me marcó en mi infancia… La historia de un joven holandés que viaja en el tiempo hasta la edad media y se une a una cruzada ‘santa’ de niños que atraviesa toda Europa. Despertó en mí la necesidad de viajar (en el tiempo o en el espacio), aprendí muchas cosas sobre la edad media y, sobre todo, lo releí decenas de veces (no exagero) disfrutando todas ellas enormemente. Hace poco lo encontré en una caja en casa de mis padres y me lo volví a leer. Diría que es recomendable a partir de 12 años.
  • La historia del Doctor Dolittle: animales, viajes y un médico. Me encantó, aumentó mi curiosidad por el mundo natural y me hizo desear viajar para ver en su entorno todo tipo de animales.
  • La aventura formidable del hombrecillo indomable: si este libro no despierta la imaginación de un niño, ninguno lo hará… Tengo un amigo que se lo aprendió de memoria cuando era pequeño (y todavía es capaz de recitarlo).

Libros de viajes para adolescentes y adultos

  • La trilogía de Corfú de Gerald Durrell: «Mi familia y otros animales«, «Bichos y demás parientes» y «El jardín de los dioses«. Fui tan feliz con esos libros (de niño y de no tan niño) que durante un interrail «obligué» a mis compañeros de viaje a hacer un pequeño desvío para pasar unos días en Corfú. Ni ellos ni yo nos arrepentimos… Para que entendáis por qué, os dejo un enlace a nuestra guía de Corfú.
  • Tuareg, de Alberto Vázquez Figueroa. Durante su lectura quise ponerme un turbante en la cabeza y adentrarme en el desierto. Por ejemplo, en el desierto marroquí, durante alguno de esos viajes a Marruecos aptos para viajeros sensibles…
  • En el camino (On the road), de Jack Kerouac. No hace falta presentarlo, «todo el mundo» lo conoce o ha oído hablar de este libro. A mí me impactó muchísimo cuando lo leí con 16 años. No me fui de casa y me puse a hacer autostop porque al día siguiente tenía examen de Ciencias Naturales.

Libros de viajes para adultos

  • Creación, de Gore Vidal. Una novela histórica (que va un paso más allá de otras novelas históricas) que recorre diferentes teorías que ha habido en la historia de la humanidad sobre la «creación» y que al mismo tiempo te muestra con maestría cómo era la vida en Persia, Grecia, China, La India, … en el siglo V a.c. Brillante y el mejor antídoto frente a los que creen que todo es blanco o negro en la historia de la humanidad.
  • Como ya comenté en una anterior entrada sobre Kapuscinski de nuestra sección de libros de viaje, el periodista polaco es mi ídolo como viajero y forma de estar en el mundo.
  • Empresas y tribulaciones de Maqroll el Gaviero, de Álvaro Mutis. Una vez superado el primer capítulo (un tanto espeso), pocos libros hay como éste para incitar al lector a subirse a un barco y recorrer los mares del mundo.
  • La carretera, de Cormac McCarthy. Yo no necesito que el mundo sea devastado por un cataclismo de proporciones inimaginables… pero también me gustaría en algún momento de mi vida echarme a andar sin rumbo ni límites temporales.

¿Alguien se anima a sugerir algún otro libro que incite a viajar?

3 Comentarios

  1. Sin lugar a dudas los mejores libros de viaje son los de Javier Reverte. D áfrica, de Canadá, de río Amazonas.Este hombre es apasionante y te traslada a la situación como si fueras tu el q esta viajando.

Comments are closed.