Ver todos los circuitos por Bulgaria

Bulgaria más allá de los caminos conocidos

Viaje organizado por la agencia de Vesselin
  • Viaje de 17 días

  • Viaje a medida (privado para vosotros) guiado

    Con conductor y guía

  • Viaje para disfrutar del destino

    Dedicado a conocer Bulgaria

  • Este viaje no está disponible en estos momentos. Haz click aquí para ver viajes disponibles a Bulgaria

En estos momentos este viaje no está disponible

Contáctanos si tienes dudas

Ver todos los circuitos a Bulgaria

Bulgaria más allá de los caminos conocidos Este circuito les permitirá conocer una Bulgaria típica, sus raíces, sus tradiciones, el modo de vida de los búlgaros, mediante la visita de regiones típicos, donde se respira la autenticidad de la cultura. Este circuito completa el del Paseo de Sabor Búlgaro porque les permitirá conocer una parte muy poco conocida de Bulgaria (Bulgaria del Noroeste y Bulgaria del Sureste), que oculta unos tesoros culturales y también naturales muy poco vistos.

Viaje a medida (privado para vosotros) guiado

Con conductor y guía

Es un viaje a medida para vosotros en el que os acompaña un guía. No tenéis que preocuparos por conducir, el guía o un conductor lo harán por vosotros.

Viaje para disfrutar del destino

Viaje donde se trata de conocer lo mejor posible el destino, sin centrarse en una actividad en concreto. Es el tipo de viaje indicado para alguien que quiere ir a un destino y ver sus mayores atracciones turísticas.

Itinerario detallado del viaje

Día 1: SOFÍA: Llegada a la capital. Llegada a Sofía y a su hotel. El primer día tendrán la oportunidad de visitar la capital búlgara y sus monumentos históricos más importantes. Visitarán la catedral de A. Nevski, así como su colección única de imágenes religiosas en su cripta, la iglesia rusa San Nicola, la rotonda San Gueorgui, la basílica Santa Sofía, la iglesia Santa Petka Guarnicionera y el Parlamento que se encuentra en el centro de la ciudad. En los alrededores de Sofía, al pie del monte Vítosha, podrán visitar el Museo Histórico Nacional, para conocer sus colecciones y comprender así la larga historia búlgara, queles será muy útil durante su viaje, como también la iglesia de Boyana, patrimonio mundial de la UNESCO. En ella se guardan los frescos de arte medieval de Europa del Este mejor conservados.

Pasarán la noche en un hotel de 3*, situado en un complejo residencial de Sofía, llamado Boyana, enfrente de la iglesia que lleva el mismo nombre. El hotel se encuentra al pie de Vítosha y dispone solamente de 6 habitaciones, pero muy grandes y acogedoras.

Día 2: SOFÍA - BELOGRADCHIK: El Norte y su naturaleza. Llegarán al Norte del país, en general muy poco visitado, a pesar de su preciosa naturaleza. Belogradchik es conocido, sobre todo, por sus formaciones rocosas  naturales. Las rocas de Belogradchik son formaciones geológicas y geomorfológicas y se extienden sobre  una longitud de 30 km por 3 km de ancho, formando varios grupos. Están cercadas por una muralla, cuya particularidad es la incorporación de rocas inaccesibles en la estructura general de la muralla. Las rocas de Belogradchik fueron nominadas a competir por ser una de las 7 maravillas del mundo en la sección Naturaleza y después de las votaciones quedaron en segundo lugar, delante del Gran Cañón en los EEUU y detrás de la Ciudad del Diablo en Serbia. El tiempo que necesitarán para conocer la zona, la visita de las rocas de Belogradchik  y de la pequeña ciudad que da el nombre de las rocas, va a ser suficiente y justo para acabar el día allí.

A 25 km. de Belogradchik se encuentra una de las cuevas más grandes de Bulgaria y seguramente la más interesante. - Magúrata. En sus salas se pueden observar diversas acumulaciones rocosas que crean una magia subterránea de minerales. Además, en la cueva se encuentran unos dibujos murales de varias épocas, desde el Paleolítico hasta la Edad del Bronce. Allí se encuentra también el famoso calendario solar del Neolítico que asombra con su precisión. (Desafortunadamente la sala de  los dibujos murales se encuentra cerrada para los turistas, por motivos de conservación).

Podrán visitar también la ciudad de Vidin, situada a 52 km, en la parte noroeste de Bulgaria, sobre la Ribera del Danubio. Es el primer puerto fluvial grande de Bulgaria sobre el río Danubio. Es un punto fronterizo con Rumanía y punto de partida de los ferris que unen los dos países.

Vidin es una de las ciudades antiguas de Bulgaria. La ciudad fue fundada por los celtas y en época romana se conocía con el nombre de Dunonia, más tarde los búlgaros cambiaron su nombre a Bdin y finalmente a Vidin. Un jardín precioso a lo argo del Danubio, creado según el modelo de los jardines austriacos e ingleses con muchos pasillos laberínticos y monumentos, harán su visita mucho más agradable. Allí verán el teatro de la Veda, la mezquita Pazvantoglú (con su espléndida biblioteca), las ruinas de una muralla romana, el edificio de Correos turcos y el castillo de Baba Vida. El castillo de Baba Vida se encuentra en la parte noreste de Vidin, en la orilla del río Danubio. Es el único castillo búlgaro, conservado completamente desde la época anterior a la conquista otomana. Se alojarán en un pequeño  hotel familiar en Belogradchik que cuenta con un pequeño restaurante. (180 km)

Día 3: BELOGRADCHIK - MONASTERIO DE GLOZHEN: Historia de monasterios. Saldrán bajando hacia el Sur, pasando cerca de Montana, Vratsa, Bótevgrad y llegarán al pequeño pueblo de Glozhen, situado al pie del monte Lisets. Los alrededores del pueblo y sus paisajes son impresionantes, pero lo que más llama la atención es el monasterio, construido en lo alto. Fue fundado por el príncipe Grigori Glozh de Kiev, cuyo nombre lleva, el monasterio de Sveti Gueorgui Pobedonosets tiene una historia muy ajetreada y misteriosa. Fue construido en el siglo XIII para ser trasladado más tarde, en el siglo XIV, muy cerca de allí donde se encuentra actualmente. Dedicado a San Jorge, fue destruido en parte por un terremoto en 1913. Posteriormente fue reconstruido y desde entonces, a él se accede  únicamente por un camino de tierra. Tendrán una experiencia única llena de emociones, durmiendo en este mismo lugar.

La región es excepcional por su naturaleza, por sus bosques de árboles seculares, por sus prados que desprenden un aroma agradable de flores, por la multitud de cascadas y de cuevas. A unos cuantos kilómetros de  allí podrán visitar la pequeña ciudad de Téteven. Muy cerca de allí se encuentra el Parque de la Biosfera “Tsatíchina”, donde se podrán observar una gran variedad de plantas, más de 600 especies, entre las cuales se encuentran algunas que están inscritas en el Libro Rojo de Bulgaria. Desde “Tsatíchina” caminando por las sendas turísticas, bastante fáciles, podrán llegar a las reservas cercanas de “Boatine” y “Kozya Stená” (La Muralla de las cabras monteses). 

A 70 km de allí, podrán visitar la ciudad de Troyán y su monasterio. El monasterio de Troyán fue construido a finales  del siglo XVI, pero muchas veces destruido durante los siglos siguientes, debido a acontecimientos bélicos de índole política o religiosa. Fue reconstruido una vez más en 1835 y decorado en 1848 por el maestro Zahari Zograf y sus dibujos. Es el tercer monasterio más importante en Bulgaria. Cerca del monasterio se encuentra la Exposición de las Artes y de los Oficios, una exposición de obras de artes típicas y oficios artesanales de Bulgaria. Les aconsejamos que hagan esta visita, ya que es también una perfecta ocasión para comprar regalos de recuerdos u objetos de valor. (120 km)

Día 4: MONASTERIO DE GLOZHEN - KOPRÍVSHTITSA: Una ciudad pintoresca. Atravesarán el puerto de Troyán para llegar al pequeño y pintoresco pueblo de Koprivshtitsa, donde se inició la Gran Insurrección de Abril en 1876, para la Liberación de Bulgaria del yugo otomano.  Conservado y auténtico, anidado entre las montañas, este pueblo es la historia viva de Bulgaria que merece la pena visitar.  La mayoría de las casas, construidas en madera están pintadas de colores vivos que dan al pueblo una originalidad única. A través de las casas - museos conocerán la gran historia de este pequeño pueblo. Podrán visitar las casas museos, como las de Kabléshkov, Debelyánov, Karavélov o la de Benkovski, todos ellos escritores revolucionarios muy reconocidos y considerados como héroes nacionales. Las casas Liútova y Oslécova también merecen la pena ser visitadas, para que conozcan cómo fue la vida por estas tierras hace más de un siglo. Visiten también la iglesia de San Nicola que es un monumento histórico. En Koprívshtitsa pasarán la noche en una casa de hospedaje tradicional que cuenta con 5 habitaciones, donde se  sentirán a gusto con toda seguridad, sobre todo, por la buena situación de la casa en la ribera del río que atraviesa el pueblo. (160 km)

Día 5: KOPRÍVSHTITSA - MONASTERIO DE SOKÓLOVO: En el corazón del Balcán Central. Al salir de Koprivshtitsa atravesarán el pueblo de Kalófer, situado en el corazón de Stara Planiná, perdido entre los paisajes naturales y la paz de la montaña. Este pueblo se incluyó en el programa de la UE para el desarrollo del ecoturismo.  Es un lugar de frescura y verdor. Para los aficionados al senderismo es un buen destino para practicarlo u otra opción sería también montar a caballo (Posibilidad de alargar un poco la etapa y pasar por Strelcha > Starosel (el Santuario tracio más grande de Bulgaria) y Hisaria (una ciudad de fuentes termales que conserva varios vestigios de su gran pasado, sobre todo de la época romana). Entrarán en el Valle de los Reyes Tracios. Pasarán por la ciudad de Kazanlak que es la verdadera reserva de la civilización tracia. Aquí es donde fue descubierta la primera tumba tracia. Es patrimonio de la UNESCO. Les aconsejamos la visita de este lugar para conocer esta civilización tracia, todavía muy desconocida, que fue en aquellos tiempos la más poderosa de Europa y de la parte mediterránea, existente mucho antes que la de los egipcios. Podrán también visitar el Museo de la Rosa, el símbolo del país (Bulgaria es el primer productor mundial de aceite de rosas que se utiliza para la producción de la mayoría de los perfumes). Además, el valle lleva el nombre del Valle de las Rosas y podrán conocer las diferentes utilizaciones de esa flor.

Muy cerca de allí, en las llanuras, cerca de las ruinas de Seuthopolis, la capital antigua del reino de los Odrysses, podrán visitar la tumba real de Seuthes III, descubierta hace muy pocos años por los arqueólogos. Está abierta al público muy recientemente y como el resto de las tumbas tracias, está escondida debajo de una loma de tierra. Por encima de la tumba, en lo alto de la montaña cercana, podrán observar el monte de Shipka y la preciosa iglesia rusa (la iglesia de la Natividad) del pueblo de Shipka, construida  por los búlgaros como agradecimiento a Rusia por la ayuda de la liberación del país del yugo otomano.

A varios kilómetros, pasando al lado opuesto del monte, llegarán al museo al aire libre Étara donde enseguida se encontrarán en el siglo XIX. Gracias a las demostraciones de oficios artesanos. Construido a lo largo de un río, se encontrarán con talleres de artesanía en plena faena que les enseñarán el funcionamiento de los oficios ancestrales. Los edificios de estilo del despertar nacional y la belleza de la naturaleza les fascinarán, por esa razón les aconsejamos esta visita y además su próximo punto de visita se encuentra a 4 km de allí – el Monasterio de Sokólovo.

El final de este día será un tanto especial, gracias a la llegada y la visita del monasterio de Sokólovo. Construido en 1833, en un verdadero rincón del Paraíso, es espléndidamente pintado de frescos, cuyos interiores guardan un buen número de  imágenes preciosas. El maestro Kolio Fícheto contribuyó en su belleza, elaborando una fuente, una verdadera obra maestra de la escultura. La paz y la preciosa vista que reinan les permitirán elevarse por encima del mundo material.

Pasarán la noche en este lugar para darle más emoción a su viaje y hacerles vivir una experiencia irrepetible, a pesar de las condiciones muy básicas. (150 km)

Día 6: MONASTERIO DE SOKÓLOVO - ARBANASI: La región de los Tsares búlgaros. En camino hacia Veliko Tárnovo, en el Balcán, pasarán por pueblos y ciudades bonitos, tales como la ciudad de Tryavna, recomendada por su ambiente medieval y artesanal. En la calle principal de esta ciudad se encuentran muchos talleres y tiendas de artesanía (especializadas en las artes decorativas) donde podrán comprar algún regalo de recuerdo. Podrán pasar por el pueblo de Bozhentsi, muy cerca de allí,  famoso por su arquitectura bonita y su gastronomía única.  Es posible hacer un recorrido a pie de Bozhentsi a Tryavna (2 horas de camino).

Veliko Tárnovo, la capital del Segundo Reino Búlgaro entre los siglos XII y XIV, se considera como la ciudad más bonita de los Balcanes después la de Constantinopla. Destruida en 1393 por los turcos, pero aún así, hoy en día se puede ver la fortificación conservada de la ciudad antigua. La riqueza de su historia, la belleza natural del lugar, las casas colgantes sobre el río Yantra y todo esto en un ambiente medieval hacen de Veliko Tárnovo un lugar imprescindible en nuestro viaje. La visita de la fortaleza de Tsarevets (la ciudad antigua) es imprescindible para entender esta época de la historia búlgara.

Llegarán al pueblo de Arbanasi. Arbanai está a 4 km de la capital medieval búlgara, Veliko Tárnovo, situado en una meseta desde donde se pueden observar Tsárevets y Trapézitsa (las dos colinas sobre las cuales está elevada la ciudad de Veliko Tárnovo). Clasificado como un pueblo museo, merece una atención especial por su típica arquitectura y sus iglesias decoradas de frescos de gran valor artístico. Sus monumentos de arquitectura y de arte búlgaro son un objeto muy preciado por las autoridades públicas que han tomado todas las medidas para su conservación. La Iglesia de la Natividad es una de las curiosidades más grandes de Arbanasi: sobre sus paredes han sido dibujados y representados alrededor de dos mil escenas y se han distinguido más de 3 500 personajes. Pasarán la noche en Arbanasi, en una casa rural en el centro del pueblo de puro estilo arbanasiano, construida de piedras y de madera, cuyo jardín siempre arreglado y lleno de flores bonitas junto con la barbacoa de verano, harán su visita más agradable todavía. (50 km)

Día 7: ARBANASI - DRAGÚEVO: Un patrimonio cultural protegido. Seguirán con el viaje por la vertiente norte del Balcán Central para llegar a la ciudad de Shumen. Tanto la ciudad, como toda la región son la historia viva de Bulgaria por sus vestigios históricos y el ambiente del lugar.  Allí es donde podrán visitar la segunda mezquita más grande de los Balcanes – la mezquita Tombul.  Su biblioteca de literatura musulmana es la más bella y la más rica del país. Su nombre viene de la forma oval de su cúpula de 25 m. de alto, construida en estilo barroco turco. Esta región es muy rica en vestigios históricos, allí es donde podrán visitar las ruinas del pasado glorioso de los Kanes búlgaros. En esta parte del país se sitúan las dos primeras capitales históricas de Bulgaria (Plisca y Veliki Preslav). Allí podrán observar El Jinete de Mádara, una imagen tallada en una roca a  23 m. de altura, el primer símbolo de los protobúlgaros, representando a un caballero y a su perro que vencen a un león que representa la Imperio Bizantino. Esta escultura tallada está considerada como patrimonio mundial de la UNESCO, su fuerza simbólica es tan grande que incluso se puede ver en algunas monedas del lev búlgaro.

Se alojarán en un pueblo pequeño, en la casa de una anciana que fue diseñada exclusivamente para los viajeros, salvaguardando todavía el estilo auténtico de la casa con las herramientas de trabajo antiguas y la huerta en el patio. Serán recibidos por los niños de los propietarios. Al pedírselo a los propietarios, podrán visitar el huerto y la pequeña destilaría de agua ardiente (la famosa rakía), así sentirán la vida de un pueblo típico en Bulgaria. (125 km)

Día 8: DRAGÚEVO - ZHÉRAVNA: Un pueblo auténtico. La continuación del viaje les permitirá conocer uno de los pueblos búlgaros más bonitos, pintorescos y típicos. Este pueblo es parte de los lugares arquitectónicos protegidos por el Estado. Sentirán el ambiente rural, visitarán las casas museos y los buenos restaurantes, pero sobre todo notarán la hospitalidad de la gente. Podrán visitar la iglesia de San Nicolai y su colección de iconos del siglo XVI y XVII, la casa museo de Yordan Yovkov para conocer el estilo tradicional de la región, o también la de Rusi Chorbadzhí, donde podrán ver, entre otras curiosidades, una pequeña colección de tapices, o también la casa de Sava Filarétov. Cabe la  posibilidad de hacer una excursión a pie por la región para conocer su fauna y su flora. Si son aficionados a la  pesca y a la caza, esta zonas es una buena región para aprovechar y degustar algún plato de pescado o de carne caza, cenando en alguno de los restaurantes del pueblo.

Pasarán la noche en una de las casas de hospedaje más bellas de la ciudad, construida de madera, con un encanto especial por su patio ajardinado y su decoración típica tradicional. El recibimiento es caluroso y las habitaciones son espléndidas. Esta región les acercará al espíritu montañoso que reina allí, a la hospitalidad y  al mismo tiempo a la seriedad de la gente. En esta zona hay muchos pueblos que pueden visitar: Icherá, Katúnishte, Gradets, Medven o Kótel, esta última es una ciudad famosa por sus tapices y kilims. Allí se encuentra un museo de tapices que les aconsejamos que visitan. (85 km)

Día 9: ZHÉRAVNA - SINEMÓRETS: El litoral sur del Mar Negro. Al dirigirse hacia su próximo lugar de alojamiento, pasarán por Nesébar. Construida por los tracios a finales del segundo milenio a. de C., Nessébar goza de una historia rica y ajetreada, sobre todo por motivos de su estratégica situación geográfica. Está inscrita en la lista de la UNESCO como patrimonio mundial, por su excepcional conjunto arquitectónico de estilo bizantino, cuyas famosas iglesias, las casas de la época renacentista búlgara y las calles adoquinadas hacen de la ciudad un lugar de gran interés turístico y crean un ambiente particular único. Nesébar es cultura y playa, ya que sus playas de arena fina, el ambiente festivo y la proximidad con otras ciudades de veraneo se entremezclan con monumentos culturales y hacen de la ciudad un lugar privilegiado. Al bajar hacia el Sur, pasarán por el conocido lugar de veraneo – Sozópol. Es una ciudad milenaria, cuya historia es tan interesante, como la de Nesébar. Su ciudad antigua se parece mucho a la de Nesébar. Seguirán hacia el Sur de la costa del Mar Negro. Esta parte de la costa ofrece lugares de veraneo más pequeños, pero en pleno desarrollo, más visitada por los búlgaros y que por el momento no está tan desarrollada turísticamente, como el resto del país. Actualmente, se está notando un auge del interés turístico sin precedentes, porque el sol, la naturaleza todavía virgen, la lejanía del turismo de masas y los precios razonables son los argumentos de atraer a un público menos exigente en cuanto a comodidades y más concienciado con el medio ambiente.

El parque natural de Ropotamo (existe la posibilidad de paseo en barco por el río) y el de Strandzha muy próximos el uno del otro son el complemento ideal para descansar y relajarse. Estos lugares se encuentran muy cerca, a varios kilómetros, de Turquía y cabe la posibilidad de hacer una excursión, por qué no hasta Estambul.

Les proponemos un aparthotel en Sinemórets, donde pasarán una estancia agradable, con su  pareja, en familia o con amigos. El personal, por cierto de gran profesionalidad, de este aparthotel estará encantado de recibirles. Van a disfrutar de la tranquilidad relajante del lugar, lejos del turismo de masas y cerca de los espléndidos paisajes boscosos y verdes. (190 km)

Día 10: SINEMÓRETS - BRASHLIÁN: El Parque de Strandzha. Se adentrarán en una región de la Bulgaria salvaje y pintoresca,  el Parque Natural de Strandzha. El Parque Natural de Strandzha se encuentra en el Sur, a 70 km de Burgás. Cuenta con varias reservas naturales. Es un lugar magnífico y salvaje que se extiende sobre una superficie de 50 kilómetros de largo por 25 km de ancho. Está alejado de los grandes centros industriales y del turismo de masas, pero allí tampoco faltan los atractivos culturales y naturales. El Parque recoge más de 12 regiones protegidas, entre las cuales se encuentra el bonito pueblo de Brashlián, catalogado como reserva arquitectónica, así como otros monumentos históricos y arqueológicos, todos como una reserva de folclore y de tradiciones. La ciudad más grande del Parque es Malko Tárnovo, situada muy cerca de la frontera turca. La cordillera de Strandzha es paralela a la costa del Mar Negro, lo que permite disfrutar de paisajes preciosos y variados. Por un lado están las montañas entrecortadas por los ríos y por el otro, las pendientes que desembocan en el Mar Negro El punto culminante del Parque es el monte Gradíshteto, que se eleva a una altura de 710 m de altitud y los dos ríos más importantes - Veleca y Rézovska. Podrán sentir la tranquilidad, la belleza de los paisajes y descubrir las tradiciones búlgaras.

Serán muy bien recibidos en una casa de hospedaje de arquitectura tradicional de la región.  
Lo interesante de la región es la visita de los pueblos cercanos, como el de Bálgari. Allí el tiempo se para. ¡Visiten la casa transformada en museo etnográfico! Los propietarios son muy hospitalarios. El pueblo es famoso por el Festival de danzas a pies descalzos sobre brasas.  Se celebra todos los años en junio, el día de San Constantín y Elena. Es un ritual de origen cristiano y pagano y Bálgari es el único pueblo búlgaro donde este ritual se sigue practicando. En esta región se encuentran también las tumbas tracias más antiguas, así como restos arqueológicos romanos y bizantinos. Así mismo, en las colinas de Strandzha se encuentra Beglik Tashe (a 5 km de Primorsko), un importante lugar tracio que consta de 4 lugares sagrados, 12 dolmenas y  un cementerio con 10 tumbas. Los arqueólogos creen que se trata del “Monte Sagrado” de los tracios. Se podrán visitar también las ruinas de las fortificaciones antiguas de Azene y Urdovitsa, como una iglesia medieval en la bahía - Santa Paraskeva. (90 km)

Día 11: BRASHLIÁN - KÁRDZHALI: Naturaleza y Conocimiento. Atravesarán la reserva natural de Strandzha, para llegar a la ciudad de Kárdzhali, situado a 300 km. Hay que tener en cuenta la duración del viaje, 5 o 6 horas. Afortunadamente la carretera atraviesa una región muy bonita y pasa por  pueblos pequeños donde podrán hacer un descanso o tomarse un café. La ciudad de Kárdzhali se encuentra en el corazón de los Rodopes orientales, sobre las dos riberas del río Arda. Durante 3 milenios, la ciudad fue un cruce de civilizaciones, donde se sucedieron las civilizaciones tracias, grecas, romanas, bizantinas, búlgaras y otomanas. En la ciudad hay dos teatros: El Teatro Dramático y el Teatro de marionetas, una galería de arte dedicada al arte antigua y contemporánea, y un museo arqueológico –  el Museo Histórico Regional. Fundado en 1965, es uno de los museos más importantes de Bulgaria meridional (alrededor de 30 000 objetos expuestos). Allí se pueden apreciar objetos encontrados en los descubrimientos arqueológicos tracios como los de Perperikón y Tatul.

El complejo monástico de San Joan Batista fue encontrado en 1930, restaurado en 2000 y merece la pena visitarlo. El campanario del hotel de la ciudad de Kárdzhalii es una atracción única en Bulgaria: sus campanas suenan al son de diferentes canciones revolucionarias búlgaras durante varios segundos, cada hora. Dos embalses rodean Kárdzhali. Les aconsejamos que suban a la sierra de Kárdzhali, en el sitio donde se eleva el castillo de Moniak para observar y disfrutar del paisaje espléndido de los Rodopes. Les aconsejamos también que dejen el coche antes de llegar a lo más alto, ya que la carretera está en muy malas condiciones y muy cuesta arriba. ¡Háganlo si pueden, ya que vale la pena! Es un sitio sin igual. Pasarán la noche en un pueblecito muy cerca de la ciudad, en un pequeño hotel familiar que cuenta además con una piscina donde podrán refrescarse.

En la región de Kárdzhali se encuentran un gran número de sitios de interés cultural que puedan visitar, entre los cuales está el famoso Perperikón. Es una antigua ciudad tracia, construida en las rocas, sagrada por el culto de Dionisio, un centro de poder comparable al de Troya y de Micenas. Parece haber existido en la Guerra de Troya como ciudad de los troyanos. La ciudad está mencionada por Herodoto. Varios dibujos y escrituras tallados  en las piedras han revelado indicios de  presencia humana durante la Edad de Piedra 6 - 5 000 años a. de C., incluyendo el culto a la cerámica. Este lugar recibió muchos medios de los fondos (Bulgaria y la UE) para poder realizar su restauración y abrirlo al público. Muy cerca de allí se encuentra el mítico lugar de Tatul.

A un kilómetro del pueblo, que lleva el mismo nombre, se encuentra la tumba tracia cavada en las rocas, que según algunos es la del  legendario cantautor y músico tracio Orfeo. De todos modos, esta afirmación no está probada, ya que no se sabe si Orfeo fue un personaje histórico o únicamente mitológico.  Por su tamaño, el complejo de Tatul es el segundo de este tipo en los Rodopes orientales, después  del santuario de piedras de Perperikón, situado a 40 km al norte. (245 km)

Día 13: KÁRDZHALI - DEVIN: Las tierras de Orfeo. Se adentrarán a los Rodopes, que se caracterizan con unos paisajes espléndidos y verdes, con sus pueblos  "Pomaks" (búlgaros islamizados durante el yugo turco) que podrán identificar por los minaretes blancos de las numerosas mezquitas. Tendrán tiempo suficiente para disfrutar de la belleza de los Rodopes, porque la carretera que culebrea entre sus entrañas es bastante estrecha, por lo que no podrán conducir a más de 35 – 40 km/h. Hay muchos espacios de descanso a lo largo de la carretera, así podrán aprovechar y disfrutar de los paisajes. Les aconsejamos que pasen por la ciudad de Zlatograd, la carretera que pasa por esta ciudad está en muy buen estado. El Barrio Antiguo de Zlatograd fue restaurado recientemente y allí podrán encontrar diferentes representaciones de los oficios antiguos. Podrán también degustar las especialidades de la región a un precio bastante interesante.

Al salir de Zlatograd para seguir con su viaje, pasarán por Smolian y Pampórovo, una de las estaciones de esquí más famosa de Bulgaria. Mientras tanto los paisajes que se descubren a lo largo de su ruta, serán más y más bonitos. Llegarán a Shiroka Laka, un pueblo (patrimonio nacional de la arquitectura), conocido no solamente en Bulgaria, pero también en el extranjero por su arquitectura original, típica de la región de los Rodopes, por sus tradiciones musicales y por su pasado glorioso. Bajando un poco más por la carretera, a varios kilómetros de allí, se encuentra el pueblo de Guela, considerado como el pueblo natal de Orfeo. Esa es la razón por la que aquí se encuentra  una de las Academias de música folclórica más famosa de Bulgaria (Shiroka Laka) y además todos los meses de agosto en Guela se celebra uno de los festivales con más expectación.

Siguiendo la ruta, llegarán a la ciudad de Devin, situado a varios kms. de Shiroka Laka. Es una ciudad bella por su naturaleza y rica en fuentes minerales. Por ese motivo, les aconsejamos que vayan a la piscina municipal de Devin, de agua mineral, situada entre paisajes magníficos. Pasarán la noche en un hotel familiar muy agradable y bastante nuevo, muy próximo al centro de la ciudad. Podrán ir a Devin también, pasando por la ciudad de Plóvdiv. Es la segunda ciudad más grande de Bulgaria donde existen un montón de vestigios, restos y edificios conservados de la historia milenaria de esta ciudad (El Plóvdiv Antiguo, el Anfiteatro Romano, el Antiguo Estadio Romano, la mezquita Dzhumayá, etc.), una ciudad muy bonita.

Al descender hacia Devin, pasarán enseguida por el Monasterio de Báchkovo, el segundo más grande del país. Es un lugar sagrado para los búlgaros que tiene un sitio muy especial en sus corazones. Continuarán el viaje pasando por Pampórovo, Shiroka Laka y Devin. (130 km)

Día 13: DEVIN - KOVACHEVITSA: En el corazón de los Rodopes. La ruta seguirá entre paisajes montañosos muy agradables. Les aconsejamos parar y pasar el día en el pequeño pueblo de Kovachevitsa, que en general no está como punto de interés, introducido en los circuitos habituales. Este pueblo les permitirá conocer la vida del siglo XIX, ya que allí notarán una sensación del tiempo como si se hubiera parado. El pueblo se extiende a lo largo del río Kanina y según las fuentes históricas existe desde los principios del siglo XVII. Los búlgaros huidos de la islamización por los turcos se habían instalado en este pueblo. Hoy en día el pueblo conserva ese ambiente del pasado, gracias a la arquitectura de las casas fortificadas de tejados de lozas de piedra. La naturaleza de este lugar y sus alrededores es excepcional. Muy cerca de allí se encuentra la garganta de Trigrad y el pueblo con el mismo nombre Las grietas que separan las rocas de mármol, de una altura de más de 300 m., formando un camino muy estrecho, para que pueda pasar nada más que un coche, les dejarán con la boca abierta. La emoción que van a sentir entre las inmensas rocas será algo impresionante.

Si les gusta la espeleología, es una región con muchísimas cuevas, algunas de las cuales están abiertas al público. Allí se encuentran unas de las más bonitas de Bulgaria, como la Cueva del Diablo muy cerca de Trigrad y la más famosa, la de Yagodina - parte del impresionante complejo cárstico de los ramales del río Búinovska. Pasarán la noche en Kováchevitsa en una casa de hospedaje de madera, donde los propietarios les ofrecerán una cena en su pequeño restaurante. Podrán pedir al propietario un paseo por el bosque con un 4x4 antiguo de la época soviética, será una experiencia única. Existe la posibilidad de hacer varias excursiones. (100 km)

Día 14: KOVÁCHEVITSA - MÉLNIK. En la frontera griega. Llegarán al pequeño pueblo vinícola de Mélnik. Las pirámides naturales de Mélnik son un fenómeno natural sorprendente y único. Es un paisaje extraño, construido por rocas arenosas, entrecortadas por la erosión. La naturaleza, como si fuera  un artista ha creado una obra maestra al aire libre, un lienzo de pirámides que se suceden una tras otra. El atardecer es un momento muy emocionante, al ver los rayos del sol escondiéndose uno tras otro detrás de los picos de las pirámides. ¡Un momento muy romántico! El pueblo se extiende a lo largo de las dos riberas de un río que pasa por el centro. Las casas son de estilo típico y particular de esta región, entre las cuales podrán visitar algunas, transformadas en museos, como la de Kordopulov. Podrán comer o cenar en los numerosos restaurantes y tabernas del pueblo y dejarse llevar por el ambiente tan peculiar de Mélnik. Existe la posibilidad de paseos a caballo.

La región vinícola de Damiánitsa les ofrecerá el sabor de sus uvas de cepas locales que les sorprenderán con su calidad (les aconsejamos que prueben los vinos de las cepas de Mélnik o de Mavrud, crianzas,  que son excelentes). Muy cerca de allí se encuentra el Monasterio de Rozhen, construido de madera y una arquitectura única con su comedor de más de 10 m., sus parras en el patio interior y sus frescos antiguos. El paisaje que puedan ver desde allí es impresionante. Podrán hacer un paseo en plena naturaleza a pie hasta el monasterio y volver a Mélnik (duración del paseo – alrededor de 2 horas).

Pasarán la noche en un hotel familiar con un restaurante muy bueno en el centro histórico de la ciudad. (85 km)

Día 15: MÉLNIK - DOBARSKO: En Pirin. Subirán hacia el Norte. Al pasar al corazón de la Macedonia búlgara, la ciudad balnearia de Sandanski a varios kms. de Mélnik sería una buena parada para visitar su parque botánico al pie de Pirin. El gladiador más mediático del mundo romano Espartaco nació en el pueblo tracio existente en el mismo lugar donde hoy está la actual ciudad de Sandanski. Continuarán para entrar en la sierra de Pirin. Pasarán seguramente por Bansko, una de las 3 estaciones de esquí más famosas del país. Como lugar preferido para las vacaciones invernales en Bansko (un pueblo pequeño fundado en el siglo XV) se han salvaguardado la originalidad de sus tradiciones populares, de su gastronomía y de su artesanía que se sigue salvaguardando mediante los diferentes eventos culturales que se organizan durante todo el año. A 17 kms. llegarán al lugar donde se alojarán, un pueblo muy tranquilo y auténtico. Dobarsko es un pueblecito escondido en la naturaleza de Pirin. Ofrece unas vistas espectaculares de Pirin. Además de la belleza de sus paisajes y de la bondad de sus habitantes, Dobarsko alberga uno de los 100 monumentos del patrimonio nacional búlgaro, la iglesia San Teodoro que data del año 1614. Medio ambiente intacto, naturaleza preciosa, autenticidad real son las palabras que definen de la mejor manera posible este pequeño pueblo. Para los aficionados al senderismo es un buen destino para practicarlo e ir hasta la cascada Shtrokalot y la carretera romana que data del siglo IV (duración - alrededor de una hora). Pasarán la noche en un hotel familiar que cuenta con una taberna excelente y una piscina.

A varios kms. de Dobarsko, en Bélitsa, se encuentra el parque de los osos bailadores, o mejor dicho los ex bailadores. En Bulgaria existía una ridícula atracción, promovida por los gitanos, que consistía en hacer bailar al son de un instrumento musical a un oso, atado con una correa. Por esa razón fue creado un parque para esos osos, con el objetivo de erradicar esas malas prácticas, en gran parte financiado por la fundación Bridgitte Bardot. El camino para llegar a ese parque es bastante difícil, pero el encuentro con el rey de los animales aquí será un gran momento emocional. (120 km)

Día 16: DOBARSKO - SOFÍA: Reencuentro espiritual. Al salir camino hacia la capital, van a descubrir el precioso monasterio de Rila, situado en el Parque Nacional de Rila, símbolo emblemático de la cultura cristiano-ortodoxa búlgara, protegido por la UNESCO por la calidad de sus iconostasios, su arquitectura y su historia. El monasterio se encuentra en la ribera derecha del río Rilska en el Parque natural y nacional de Rila. Es el lugar turístico más visitado en Bulgaria y está inscrito en la lista de la UNESCO como patrimonio mundial. Ocupa una superficie de 88.004 m² separados en 4 secciones correspondientes a los  4 puntos cardenales que tienen 300 celdas de monjes. El Monasterio fue fundado por San Iván de Rila en 930, pero la estructura actual data del año 1335, hecha bajo la regencia de Hrelio y por este motivo, la torre defensiva del interior del monasterio lleva su nombre.  Sus arcas, columnas, decoraciones de madera y pinturas son de una belleza excepcional. La iglesia de la Dormición de la Virgen es considerada como la iglesia con los mejores frescos en Bulgaria. Su iconostasio de madera tallada es único y universal.

El museo del monasterio nos descubre su larga historia por los objetos de gran valor que contiene entre sus paredes. Imágenes, libros sagrados, cruces del altar, entre las cuales está la Cruz excepcional del monje Rafael, esculpido de madera después de un trabajo duro durante 12 largos años, manuscritos glagólicos del siglo XIX, ejemplares de evangelios sobre pergaminos del siglo XIII.

El monasterio es el protector de la identidad búlgara, símbolo de la resistencia, situado en un lugar montañoso excepcional. ¡Impresionante! Llegarán de nuevo a la capital Sofía para aprovechar los últimos momentos en Bulgaria y podrán hacer las visitas que no pudieron realizar durante el primer día de su viaje.

Pasarán la noche en el mismo hotel de 3* que el día de su llegada. (210 km)

Día 17: SOFÍA: La salida. Después de la entrega de su vehículo, cogerán el avión para volver a su vida normal, después de estos espléndidos paréntesis en Bulgaria.

Nota: este itinerario puede extenderse en caso de que el viajero lo desee.

Alojamiento en casas de rurales, hoteles de encanto, hoteles de 3 estrellas (base habitación doble)
Vehículo de alquiler de clase económica (2 pax), intermedia (3 pax) o superior (4 pax) , sin límite de km, seguro de accidentes y tasas de carreteras, asistencia 24 h./7d.

Guías y Conductores

- Les podemos ofrecer una visita guiada (con un guía acompañante de habla castellana), media jornada en una de las siguientes ciudades: Sofía, Plóvdiv, Veliko Tarnovo. El precio es de 60 €/media jornada. - Servicio de guía turístico acompañante durante todo el viaje - precios a consultar. - Servicio de chófer durante todo el viaje - precios a consultar.

Agencia recomendada por BuscoUnViaje.com

Agencia con sede en Bulgaria

Todos los viajes de esta agencia incluyen un seguro que, en el improbable caso de que surja algún problema durante el viaje, os ayudará a minimizar los inconvenientes

Tu agente para este viaje:

Vesselin

Especialista en Bulgaria

Valoración de la agencia

Basado en 18 respuesta(s) de viajero(s)

BuscoUnViaje.com sólo muestra opiniones de viajeros reales que han realizado el viaje: confirmamos cada opinión de manera manual

¿Cómo valoran los viajeros las propuestas que reciben de la agencia para este viaje?

Atención muy buena

  • Madrid (España)

Ver todas las opiniones de esta agencia

En estos momentos este viaje no está disponible

Contáctanos si tienes dudas

Ver todos los circuitos a Bulgaria

  INCLUYE:
Alquiler de vehículo de clase económica (2 pax), intermedia (3 pax) o superior (4 pax) , sin límite de km, seguro de accidentes y tasas de carreteras, asistencia 24 h. Desayuno (excepto las 2 noches en los monasterios). Guía práctica de viaje en español y bonos con planos de acceso y/o indicaciones para los hoteles. Asistencia telefónica de la agencia 24h/7días.
  NO INCLUYE:
Vuelo de ida / vuelta. Tasas de aeropuerto. Seguro de anulación, repatriación y gastos sanitarios. Carburante.

  Sobre el precio

Descuentos importantes por viajar en grupo pequeño: - 3 y 4 personas > 50 € de descuento del precio por persona - 5 y 6 personas > 100 € de descuento del precio por persona El descuento les será aplicado después de la recepción de su petición. Precios por temporada, por habitación individual: 1) de 01 Abril a 30 Junio: 890 € 2) de 01 Julio a 31 Agosto: 1.050 € 3) de 01 Septiembre a 31 Octubre: 890 € Descuentos para niños: - Niños menores de 2 años – gratis. El niño no tiene asiento reservado en el medio de transporte y comparte la habitación con dos adultos (cama complementaria). - Niños de 2 a 12 años – 20% de descuento. El niño comparte la habitación con 2 adultos (cama complementaria). - El número de niños que puedan compartir la habitación con 2 adultos está limitado a 2. ¡Importante! - Si no se alojan al hotel previsto en el programa del viaje, no se podrá efectuar ninguna devolución y la noche en otro hotel correra a su cuenta.

En BuscoUnViaje.com seleccionamos agencias expertas en destinos y/o actividades para que tu no tengas que encontrar las “buenas” entre las cientos de posibilidades que existen.

Te ofrecemos la oportunidad de solicitar presupuesto y consejo a la agencia organizadora de cada viaje sin ningún coste.

Además, BuscoUnViaje.com sigue de cerca cada solicitud para asegurarnos de que te dan un buen servicio.

Recibe ofertas de viaje cada semana en tu email

¿Tienes alguna duda?